El traslado de la empresa COFRISA a China provocará el despido de 155 personas

Los trabajadores creen que la empresa ha actuado “premeditadamente” y porque la mano de obra asiática “es más barata”.

cofrisaok1.jpg

El secretario general de CCOO-Madrid Sur, Jaime Lancho, denunció hoy el despido de 155 de los 175 trabajadores de la empresa NB Cofrisa, situada en el Polígono Industrial Los Ángeles de Getafe, debido al traslado de su producción a Shangai (China), donde fue promocionada en 2005 por la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza AguirreEn aquel viaje de Aguirre con una delegación de empresarios encabezada por el entonces presidente de la patronal madrileña (CEIM), Gerardo Díaz Ferrán, se firmó con el vicepresidente de la Red Nacional de Industria y Economía de China (CFIE), Du Jin Ling, un convenio de colaboración para el intercambio de información y proyectos empresariales entre ambas confederaciones. Gracias a este convenio, la empresa NB Cofrisa pudo abrir su nueva planta de producción en China, donde ahora se trasladará la misma.

La empresa planteó un proceso concursal ante el juzgado número 1 de lo mercantil por la situación de pérdidas económicas y la falta de perspectivas de mejora. “Dicen que para que el centro se mantenga abierto tienen que acabar con la actividad productiva actual”, señaló Lancho. De esta forma, según CCOO, sólo se mantendrían 20 puestos de trabajo correspondientes a la actividad comercial y de postventa.

Por este motivo, el sindicato rechazó ahora el Plan de viabilidad de la empresa, al entender que existe un aumento considerable de carga de trabajo que se deriva en exclusiva hacia la factoría asiática “buscando la competitividad en el coste de la mano de obra en lugar de basarla en la modernización de sus líneas y en las mejoras tecnológicas en España”.

“Han abierto esa planta en China, subvencionada por la Comunidad de Madrid, y ahora se llevan el trabajo allí y nosotros nos quedamos sin trabajo”, apuntó Lancho. Y es que en enero de 2005, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, viajó a China para promocionar la región para atraer más turistas chinos, ‘vender’ Madrid 2012 y facilitar los intercambios empresariales y comerciales entre las empresas españolas y las del gigante asiático.

Ante esta situación, Lancho anunció que esta semana se realizarán asambleas de trabajadores para decidir un calendario de movilizaciones. Ayer, los trabajadores colocaron dos pancartas protesta en el puente de la autovía de Andalucía, que han desaparecido. “Creemos que las han quitado los del servicio de carreteras”, apuntó Lancho.

TRASLADO A CHINA

Uno de los miembros del Comité de Empresa de NB Cofrisa, José Luis Iglesias, explicó a Europa Press que la situación comenzó el 29 de mayo pasado, cuando la empresa les convocó en el Hotel Praga de Madrid y les planteó un plan de viabilidad que el día anterior ya había sido enviado al Juzgado número 1 de lo mercantil y que rescindiría los contratos de 155 de sus 175 trabajadores.

La empresa explicó que sólo mantendría 20 puestos de trabajo en un almacén de distribución y que cesaría su actividad industrial en la fabricación de cojinetes, alegando que, en los últimos años, la planta de Getafe había estado perdiendo dinero.

Estas pérdidas, documentadas con memorias y cuentas de resultados, coincidió con la apertura en China de una planta de la misma empresa, lo que se sospecha ha llevado hasta la situación actual. “Es fácil dejar morir a la planta de Getafe y concentrarse en la producción en China, cuyos costes son mucho más rentables y la producción es más rápida”, señaló Iglesias.

De hecho, los trabajadores se temen que la poca rentabilidad de la planta sea un fenómeno “premeditado” y que lo que se ha hecho ha sido “descuidar esta planta y dejar que por su propio peso se desmorone”, apuntó el miembro del Comité Ejecutivo.

NEGOCIACIONES

“Como el plan ya está en el juzgado, lo único que podemos hacer ahora es negociar el fin de los contratos, las indemnizaciones, las condiciones de los despidos y los plazos de ejecución”, puntualizó Iglesias. “Ahora ya hay abiertos algunos planteamientos de prejubilaciones, d e indemnizaciones a gente con menos antigüedad, y todo ese tinglado de ver de qué manera y con cuánto nos vamos”, añadió.

En concreto, la empresa comenzará con la rescisión de contratos a finales de julio, con 25 despidos. En septiembre se producirán otros 40 y a finales de noviembre, 80 más. El proceso se cerrará en enero de 2008 con los últimos 10 trabajadores.

Los 20 trabajadores que permanecerán en Getafe se dedicarán a algo “que sí parece más rentable”, según Iglesias: traer la producción de China y venderla en los mercados europeos. “Así no tienes problemas con la producción, ni con huelgas ni nada. Eres sólo un intermediario, ganas dinero y dejas de lado lo que parece que representa el dolor de cabeza y las perdidas”, añadió.

Como alternativa al cierre de la planta, el Comité de Empresa propuso mantener la actividad industrial con algunas bajas incentivadas y voluntarias. “Supongo que no podrían mantenerse todos los puestos de trabajo, pero si hubiera que rescindir algún contrato, por lo menos que no fuera de forma tan traumática, no tantos y concediendo algún tipo de liquidación justa y sustanciosa”, reclamó Iglesias, aunque no se mostró muy optimista de que esta opción sea siquiera tenida en cuenta.

Y es que la situación es complicada, sobre todo por la falta de un proyecto específico para mejorar los resultados económicos en Getafe y que la planta se salve. “Además, los plazos de tiempo a los que estamos sometidos por el tema del juzgado son muy ajustados”, subrayó Iglesias, que añadió que, dentro de un mes, debería haberse llegado a un acuerdo si no quieren que el caso pase al juzgado.

“Es muy complicado demostrar que podemos cambiar la situación, sobre todo porque requeriría unas inversiones que no sabemos si están dispuestos o si tienen los medios para llevar a cabo”, argumentó. Porque para el Comité de Empresa, la solución al problema es simple: más inversión y que apuesten por la planta de Getafe.

Para los trabajadores está claro que la empresa no tiene intención de buscar una solución aceptable para todos. “Van por la vía del menor compromiso y dicen ‘ahí os quedáis, que yo me voy de vacaciones al oriente'”, finalizó Iglesias.

Anuncios

3 Responses to El traslado de la empresa COFRISA a China provocará el despido de 155 personas

  1. pedro dice:

    La situacion de esta empresa y su desaparicion futura no tiene otro culpable que la globalizacion y un gobierno regional que no hace nada por defender los puestos de trabajo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: