Sanidad:Libre elección y Area Unica

junio 18, 2009

 

Mañana se celebran unas Jornadas Sanitarias sobre “Libre elección de Médico y Area Unica”. A las 10 de la mañana en Lope de Vega, 38, Sala 2.1. Muy, muy, muy interesante.

Anuncios

HOMENAJE A EUSEBIO CALLE

junio 18, 2009

Imagen_022
La Federación Regional de Asociaciones de Vecinos y las CCOO de Madrid celebramos el pasado miércoles un Homenaje a Eusebio Calle. No te acobardes, el reto que tanto gustaba a Eusebio, preside el acto y su foto sonriente, con ese bigote que superó la dictadura, la transición, la democracia siempre imperfecta, cada vez más imperfecta.

Eusebio Calle no era un hombre universalmente conocido, pero sí un hombre inusualmente reconocido y absolutamente conocido por sus camaradas, sus amigos, sus compañeros.

Salud, camarada, amigo y compañero, así gustaba enunciar el buenos días a sus gentes en la fábrica, a sus gentes en las CCOO, en las Asociaciones de Vecinos.

Habrá personajes mediática y globalizadamente conocidos, que son en realidad perfectos desconocidos y de los que nadie se acordará ya bastante antes de que hayan muerto, porque simple y llanamente son cosas, productos, mercancía. Eusebio era un hombre, universal, a la manera de los grandes, conocido, cognoscible, reconocido y reconocible. No intercambiable, con huella propia, irrepetible. Paciente con los suyos, intransigente con el que se enfrenta a los suyos. Uno entre muchos, pero no uno más. Su trabajo lo harán otros a partir de ahora, bien, sin duda, pero no como él, porque Eusebio firmaba sus obras, con su estilo, su gracia socarrona, la seguridad que su sóla presencia infundía. Eusebio será universal, recordado y querido para siempre. Tan universal como la clase a la que pertenecía.

Eusebio no era sustituible, pero si era polivalente. No hay buen sindicalista, que no sea buen vecino, buen padre, buen responsable político. No es frecuente en estos días, ignoro por qué circunstancias, que un sindicalista pase a la política, o al movimiento vecinal. Y, sin embargo, también en eso Eusebio fue maestro y supo completar su impecable trayectoria sindical con un magnífico trabajo en la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos. No era perfecto. Nadie lo es. Pero hasta su imperfección era incansablemente humana, arrolladora, amable.

He coincidido con Eusebio en muchas ocasiones, pero si puedo elegir quiero recordarle en las frías Navidades de la transición, a la puerta de la fábrica en huelga, al calor de unos bidones donde ardían traviesas de la RENFE, al chamizo improvisado donde acudíamos vecinos de los barrios cercanos, con algo de comida o bebida. Yo, con mi guitarra, a calentar unas cuantas canciones. Eusebio ponía su humor y sus chistes. Luego yo me iba y él se quedaba.

Eusebio se quedaba, como hoy se queda con nosotros, entre nosotros. Porque fue Eusebio, fueron muchos Eusebios, muchos hombres, muchos de ellos con bigote, los que nos abrieron las puertas de las Asociaciones de Cabezas de Familias y las de las Comisiones Obreras. El era obrero metalúrgico, yo era maestro. El fue maestro de maestros. Obrero entre los obreros.

Francisco Javier López Martín
Secretario General CCOO de Madrid


Observatorio Madrileño

junio 18, 2009

 

El Barómetro Sanitario de la Sanidad madrileña pone de relieve que los madrileños valoran peor que el resto de los españoles, la situación del sistema sanitario.