Acoso psicológico en los servicios públicos

He participado hoy en unas Jornadas sobre Acoso Psicológico en el Trabajo en el Área Pública. Nuestros delegados de prevención en los sectores de las Administraciones Públicas tendrán ocasión de escuchar a expertos de la Inspección de Trabajo, de la Administración Regional, los servicios jurídicos de CCOO y los responsables de Salud Laboral de las tres Federaciones de CCOO que integran el Área Pública (Servicios a la Ciudadanía, Sanidad y Enseñanza).
Cuando hablamos de acoso laboral tendemos a pensar que los riesgos en las administraciones públicas son insignificantes en comparación con los sectores privados. Lo ciento, sin embargo, es que todas las encuestas, nacionales o internacionales, sobre condiciones de trabajo ponen de relieve que los riesgos psicosociales son los de mayor incidencia entre los trabajadores al servicio de las administraciones públicas.
Los riesgos psicosociales, el acoso psicológico en el trabajo, son el fruto de una mala organización del trabajo y de la inexistencia de políticas preventivas en esta materia, produciendo efectos negativos sobre la salud de los trabajadores en forma de depresión, ansiedad, problemas de sueño, desarreglos digestivos, etc.
En el caso de las Administraciones Públicas, la excesiva jerarquización, que diluye responsabilidades, unido a la carencia de normas efectivas para la prevención de riesgos, da como resultado un agravamiento de los problemas de acoso laboral.
De hecho un estudio de CCOO de Madrid, realizado en el año 2006, sobre Riesgos Psicosociales de los empleados públicos en la Comunidad de Madrid, ya sea en Ayuntamientos, Comunidad Autónoma o Administración General del Estado, constató la existencia de problemas de falta de estima en el trabajo, altas exigencias psicológicas, imposibilidad de conciliar vida familiar y laboral. Una conjunción de elementos que constituyen al caldo de cultivo ideal para que el número de casos de acoso laboral en las administraciones públicas sea sensiblemente mayor que los casos que se dan en la empresa privada.
La evaluación correcta de los riesgos psicosociales no es la solución en sí misma, pero sí constituye el primer paso para combatir el problema. Desde CCOO contamos con instrumento importante para detectar estos riesgos psicosociales, el ISTAS-21. La complejidad de las Administraciones Públicas, que incorporan servicios muy dispares, compartiendo en muchos casos competencias de diferentes administraciones, con disparidad de procedimientos, normativas, tareas burocráticas, responsables de personal, dificultan el tratamiento del problema del acoso laboral y lo convierten en una tortuosa maraña que alarga la situación y convierte en muy lenta cualquier solución. Esa falta de expectativas de solución a corto plazo, se convierte en un círculo vicioso que deteriora aún más la salud de quien padece el problema.
El Estatuto Básico del Empleado Público actualiza el catálogo de derechos e incorpora elementos que permiten abordar el problema del acoso laboral, pero la lentitud de su aplicación en todas las administraciones y las regulaciones concretas de estos derechos, dificulta abordar con rigor y seriedad el problema.
También el Acuerdo Gobierno-Sindicatos para la Función Pública, en el marco del Diálogo Social 2010-2012, incorpora la elaboración de Planes de Igualdad de trato entre mujeres y hombres y actuaciones para combatir el acoso laboral y sexual, la violencia de género y el lenguaje sexista.
No obstante, la experiencia diaria nos ha demostrado que los derechos se conquistan, pero luego hay que seguirlos, evaluarlos y defenderlos cada día. Por eso nuestros delegados y delegadas en las Administraciones Públicas tienen que contar con la mejor información y formación para la acción sindical, con el objetivo de perseguir el acoso laboral y defender los derechos de los trabajadores y trabajadoras en las empresas, ya sean privadas o públicas. Hay que tener en cuenta que los empleados públicos son la cara del Estado, en cualquiera de sus formas, ante la ciudadanía. Son, en palabras de Azaña, los servidores públicos, los servidores del pueblo. Los depositarios de una de las tareas más importantes para toda sociedad: garantizar la libertad y la igualdad de todos los ciudadanos y ciudadanas.
Esos trabajadores de lo de todos, de lo público, que están presentes de forma masiva en la Movilización General que recorrerá las calles de Madrid el 12 de Diciembre a las 12 de la mañana, entre Atocha y la Puerta de Alcalá. Porque de eso se trata, de defender a todos los trabajadores y trabajadoras ante la crisis.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: