Ajuste sanitario: 5-0

La quinta medida que plantea el Gobierno parece racional y razonable. Se trata de conseguir un consumo de medicamentos más eficiente, vinculado a las necesidades reales de los pacientes. Se adecuará, por tanto, el número de unidades de los envases de los medicamentos, a la duración de cada tratamiento. Se plantea el fraccionamiento de los envases para dispensar medicamentos en unidosis. De esa forma el paciente podrá comprar la cantidad exacta de comprimidos, cápsulas, etc. qué necesite para el tratamiento que le haya indicado su médico.

La medida parece buena. El gasto en farmacia, supone casi uno de cada tres euros de los que se gasta en sanidad pública. Con unas cuantas medidas como ésta, con la creación de unidades de compra, que hemos propuesto reiteradamente, se podrían reducir gastos entre un 20 y un 40 por ciento.

Pongamos el caso de Madrid. De los 6000 millones de euros en gasto sanitario, cerca de 2000 se van en medicamentos y productos farmacéuticos. Simplemente acordando comprar gasas en una única unidad de compras produce un ahorro estimado de un 40 por ciento en este producto.

Por lo tanto, para racionalizar el gasto en farmacia, se pueden hacer muchas más cosas y no tan sólo lo acordado en el ajuste del Gobierno. Más allá de la decisión, a la Ministra de Sanidad, que no sabe tener la boca callada, se le ha escapado que el copago sanitario está sobre la mesa y, aunque ahora no figura en los planes del Gobierno, tampoco se descarta.

Ocurre que la crisis será larga. Las medidas de ajuste del Gobierno son las primeras pero no serán las últimas y podemos temernos que, tras este tímido avance de posiciones en materia de productos farmacéuticos, que afectaría a las multinacionales del medicamento, de forma muy limitada, podríamos encontrarnos con nuevas medidas como el copago, que significa que el paciente pagaría parte de la atención médica que reciba.

De hecho esta medida fue contemplada en la elaboración del plan de ajuste del Gobierno, aunque se optó por la reducción del coste de los fármacos.

En definitiva, tras los recortes salariales al sector privado, la congelación de las pensiones, los recortes en la jubilación parcial o la eliminación de los 2.500 euros por nacimiento, el 5-0 podría venir anunciado por esta medida de gasto farmacéutico que justificaría una posterior aplicación del copago de la visita al médico.

Alguien dirá que es mucho suponer, pero si estuvo en la elaboración, perfectamente puede estar en nuevas medidas, que sin duda, vendrán no tardando mucho.

Francisco Javier López Martín
Secretario General CCOO de Madrid

Anuncios

2 Responses to Ajuste sanitario: 5-0

  1. José Tomás Martín dice:

    En primer lugar comentar que soy un afiliado afectado por este aspecto del RD. ¿Alguien ha pensado que va a pasar en el sector farmacéutico con los recortes?..seguro que no, en caso contrario no se hubieran tomado las medidas que se han adoptado:

    1. Las farmacias pequeñas van directamente a la ruina
    2. Las farmacias grandes van a empezar a despedir (o no contratar) personal.
    3. Los laboratorios van a dejar de desarrollar en España ¿Alguien ha pensado el efecto que esto va a suponer? ¿Como vamos a cambiar el modelo productivo si las pocas industrias que tenemos basadas en el conocimiento las echamos fuera? Adicionalmente los sueldos de los laboratorios “tiran” un poco hacia arriba de la media de los convenios y generan un efecto inducido.
    4. Los gastos sanitarios no se cortan por decreto, una racionalización del gasto viene de la mano de mejor salud primaria y más prevención y educación.

    En resumen, hay que pensar los efectos secundarios de las medidas (viene al pelo hablando de medicamentos). Las cosas no son tan sencillas como parecen, las medidas del RD a las grandes multinacionales no las afectan en exceso (por favor, no hagamos demagogia), pero sí al empleo, a los pequeños empresarios y a la población en general (¿Alguien se ha parado a pensar como se lleva a cabo la dispensación farmacéutica en los pueblos pequeños? Merece la pena pensar en la labor de los farmacéuticos en este campo).

    En resumen, racionalización del gasto SÍ, pero de forma racional y sin demagogias, pensando que hay un sector con el que se está acabando y en el que hay un buen número de trabajadores, desde la investigación, a la fabricación, distribución y oficinas de farmacia.

    A ver si miramos la letra pequeña también.

    Un saludo,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: