CONTRATOS INDEFINIDAMENTE TEMPORALES: NO, GRACIAS.


La situación actual de la economía y el empleo en España puede requerir medidas legislativas urgentes, pero sin sorpresas, improvisaciones y vinculándolas siempre a los procesos de consulta y negociación en el marco del diálogo social entre empresarios, sindicatos y gobiernos.

El nuevo Decreto Ley sobre medidas urgentes para la promoción del empleo introduce cargas de profundidad ni consultadas, ni mucho menos negociadas y, en ningún caso, fruto del acuerdo.

La crisis económica no puede ser nunca el justificante para precarizar aún más el empleo, debilitar derechos de los trabajadores y enrocarse en un modelo económico y laboral fracasado.

Convertir la temporalidad de los contratos en indefinida, no supone más que abaratar el empleo y el despido, sin favorecer la estabilidad y sin crear un solo puesto de trabajo nuevo. Casi el 33 por ciento de los trabajadores temporales tienen un contrato inferior a seis meses.

Hay puestos de trabajo estacionales que tienen que ser temporales, inevitablemente, pero convertir en temporal cualquier puesto de trabajo no es bueno para una economía débil como la española.

Sin embargo el Gobierno apuesta por el contrato de fomento de la contratación indefinida, que supone que un empresario haga contratos temporales para luego, al cabo del tiempo, transformarlo en contrato de fomento de la contratación indefinida, obteniendo bonificaciones.

Sin embargo, este contrato supone tan sólo el 0,8 por ciento de los contratos registrados a lo largo de 2011, cuando el porcentaje de contratos temporales realizados se sitúa en el 91,3 por ciento del total. El empleo no se crea fomentando un tipo de contrato, sino generando actividad económica que demande empleo. Es la actividad económica la que determina el tipo de empleo, la cualificación que necesita y la calidad del mismo.

Si además el Gobierno decide permitir el encadenamiento indefinido de contratos temporales, dejando en suspenso el artículo 15.5 del Estatuto de los Trabajadores, la apuesta por un modelo laboral de precariedad es evidente. Se rompen acuerdos sociales como el de 2006 que pretendían evitar abusos en la utilización del contrato temporal, incurriendo en una vulneración de las obligaciones normativas europeas.

El giro antisocial que hace un año impulsó el Gobierno de España, aterrorizado por los “mercados financieros”, continúa su escalada, con decisiones como las adoptadas con respecto a la reforma constitucional y las medidas que precarizan el mercado laboral. Las concentraciones y manifestaciones que culminan el día 6-S con una manifestación en Madrid, son el prolegómeno de un otoño caliente que avanza imparable.

Los trabajadores y la ciudadanía creemos que hay maneras más justas y equilibradas para afrontar y superar esta crisis y vamos a defenderlas con firmeza.

Francisco Javier López Martín
Secretario General de CCOO de Madrid

Anuncios

7 Responses to CONTRATOS INDEFINIDAMENTE TEMPORALES: NO, GRACIAS.

  1. Pablo Quesada dice:

    Hola Javier. Me gusta bastante este análisis, de todas formas, ¿os planteais la posibilidad de una huelga general? ¿A qué estais esperando para convocarla dado el oscuro panorama que tenemos y que se nos avecina? ¿Ya no os parece una legítima herramienta de transformación? Este gobierno que agoniza, ¿es lo mejor que podemos tener? Permíteme que discrepe porque aunque la derecha entrará feroz, esta pseudoizquierda es feroz también y le hace el programa a la derecha.
    Salud y Socialismo (pero del auténtico)

    • ccooblog dice:

      Claro que nos planteamos una Huelga General. Cada día nos planteamos la respuesta que el momento requiere. Pero reconocerás conmigo que con la convocatoria de Elecciones Generales, el rechazo al cambio constitucional y las medidas antilaborales del Gobierno, hay que medir muy bien los tiempos, porque vamos a una lucha larga, muy larga. Las acciones tienen que ser amplias, bien entendidas y con seguimiento masivo. El escenario que se nos viene encima exigue sumar mucho y redoblar esfuerzos. Por eso, creo sinceramente que el problema no es si hacemos una Huelga General en España, sino si con nuestras acciones somos capaces de rechazar estas políticas y abrir las puertas a otras nuevas. En ellos estamos cada día, creeme.

  2. Joaquín dice:

    Conocer la naturaleza del problema

    Decía Lenin, de quien hoy viene un chiste magnifico en el País, que lo más importante en política era saber cual es el siguiente paso.

    Para saber cual es el siguiente paso es necesario conocer la naturaleza del problema. Tanto ellos, los capitalistas, como nosotros, los trabajadores.

    Rápido: en la crisis del 73 las mayores pérdidas fueron a parar a las rentas de capital al estar las rentas del trabajo protegidas por el Estado de bienestar. En aquel entonces vivíamos en un sistema que se conocía con el nombre de Economía Mixta de Mercado. Una parte de los medios de producción eran del Estado y otra parte privada. La crisis del 73 hizo que los medios de producción en manos del Estado crecieran y mermaran los que estaban en manos de la propiedad privada.

    Qué es el socialismo sino la expropiación al capitalismo de los medios de producción.

    La Economía Mixta de Mercado iba en esa dirección. Ésta era la naturaleza del problema para los capitalistas y ellos la entendieron. Ronald Reagan y Margaret Thatcher fueron los ejecutores del proyecto capitalista para destruir la Economía Mixta de Mercado y el Estado del bienestar.

    En ese momento, es cuando los trabajadores tendrían que haber hecho su revolución. Pero los sindicatos europeos, incluyendo a los españoles, trabajaron codo con codo con los neoliberales para llevar a buen puerto la destrucción del Estado de bienestar. Sin la participación de los sindicatos y los partidos políticos socialdemócratas, socialistas y comunistas en el proyecto nunca hubieran podido ni empezar su andadura.

    Lo demás, sois los sindicatos los que tenéis que encontrarlo.

    Sólo una cosa más. Los capitalistas os odian, sois, junto a los partidos de izquierda sus verdugos, sois aquellos que les destruirán pues, la historia de la humanidad así lo requiere y por mucho que calléis, que digáis si o que colaboréis para retrasar ese momento codo con codo con los capitalistas, nunca os perdonaran vuestro origen de clase. El fin del Estado bienestar, el fin de la Economía Mixta de Mercado, es el fin de los sindicatos.

    En Grecia, querido Javier, está la cosa fatal.

    Un fuerte abrazo republicano

    Joaquín.

    • ccooblog dice:

      Por no alargarme y compartiendo buena parte de tu análisis, creo que lo que se ha destruido del estado del bienestar se ha hecho contra los sindicatos, los trabajadores y la población y con duras luchas. Creo que estamos en el principio de todo y no en el fin de los tiempos. Los trabajadores y los sindicatos tenemos mucho recorrido por delante que tendremos que inventar cada día en nuestras luchas y reivindicaciones.

  3. Manuel dice:

    ¿Con cuanta firmeza?.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: