ASÍ QUE PASEN CUARENTA AÑOS

noviembre 21, 2015

  
El joven soldado, el que es todos los soldados, el que fui yo también durante un tiempo, se acodó junto a su amigo, tan sólo durante un momento, en la barandilla que da a los Jardines de Sabatini. Era noviembre y una bocanada de aire frío estuvo a punto de volar su gorra. Desde aquella posición podían ver la inmensa cola que venía desde lejos para adentrarse en el Palacio Real. Lee el resto de esta entrada »

Anuncios