18-D. CONTRA LA CONGELACIÓN DE LAS PENSIONES.

Nuestro país es uno de los de la Unión Europea que menos gasta en protección a los mayores. Hemos vivido años de crecimiento económico pero la brecha con los países europeos sigue abierto y no se ha corregido.

Las pensiones se financian con cotizaciones sociales, que generan superávit. No generan déficit público. Van bien incluso en los momentos más duros de la crisis y todo ello pese a que algunas de las prestaciones que financia la Seguridad Social no son prestaciones contributivas sino que deberían ser soportadas desde los Presupuestos Generales del Estado, como ocurre en el caso de los complementos a las pensiones mínimas.

Vivimos en un país en el que uno de cada cuatro pensionistas cobra menos de 500 euros al mes. Otro 30 por ciento cobra pensiones entre los 500 euros y los 633 euros del Salario Mínimo Interprofesional y otro 21 por ciento cobra pensión entre el Salario Mínimo Interprofesional y los 1.000 euros. Recapitulando, la mitad de los pensionistas cobra por debajo del Salario Mínimo Interprofesional y casi cuatro de cada cinco no llegan a mileuristas. Eso después de de toda una vida de trabajo, y pago de cotizaciones sociales e impuestos.

Pero es que, además, la inmensa mayoría de nuestros pensionistas no tienen otras rentas e ingresos que su pensión. Además, cuando la crisis arrecia y 1.200.000 hogares tienen a todos sus miembros activos en paro, las pensiones son esenciales para el sostenimiento elemental y básico de muchas familias.

Congelar las pensiones, ya de por sí bajas, supone mermar el poder adquisitivo de los pensionistas y sus familias. Con una evolución negativa del empleo, esta congelación supone un ataque directo a la capacidad de sostener las economías familiares, con efectos negativos sobre el consumo, la recuperación económica y el empleo.

Congelar las pensiones, debilitar el sistema de seguridad social, es muy injusto y supone ceder ante cuantos nos han metido en esta crisis, que no han visto disminuir sus pensiones millonarias, mientras se pone en riesgo un pilar básico del Estado del Bienestar y la cohesión social.

Nos jugamos mucho para millones de pensionistas. Así se lo hemos trasladado a los diputados elegidos por Madrid en el Congreso. Con escaso éxito, por ciento, si tomamos en cuenta que votación tras votación, las enmiendas destinadas a corregir la congelación de las pensiones en los Presupuestos Generales, han sido derrotadas, por escasos votos en muchos casos, pero derrotadas.

Seguiremos exigiendo la restitución del derecho de nuestros pensionistas a cobrar pensiones dignas y actualizadas. Lo volveremos a hacer el 18 de Diciembre en las Manifestaciones que recorrerán las calles de todas las capitales de las Comunidades Autónomas.

Francisco Javier López Martín
Secretario General de CCOO de Madrid

2 Responses to 18-D. CONTRA LA CONGELACIÓN DE LAS PENSIONES.

  1. vida dice:

    Javier hay que luchar para que no seamos los de siempre los que perdamos .
    Los financieros nunca pierden y encima los gobiernos les ayudan y a los demas que.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: